Causas Ejercicios para un hallux rigidus

Causas

Las causas de la osteoartritis generalmente no se conocen bien. Sobrecarga mecánica, por ejemplo debido al aplanamiento del arco del pie, pero también enfermedades sistémicas que conducen a inflamación en el cuerpo (p. Ej. gota) puede contribuir a la articulación artrosis en la articulación metatarsofalángica del dedo gordo del pie. El articulación metatarsofalángica del dedo gordo del pie es una articulación muy importante para la marcha fisiológica, algo que a menudo desconocemos en la vida cotidiana.

Cuando rodamos sobre nuestro pie, el articulación metatarsofalángica del dedo gordo tiene que liberar el movimiento. en un de remolque rígida, este proceso está dolorosamente restringido y pueden producirse cojera u otros mecanismos suaves. Esto también puede causar problemas en el tobillo, rodilla o articulación de cadera.

OP

Se utilizan férulas, plantillas y calzado adaptado para aliviar la Hallux rigidus así como para el tratamiento postoperatorio para proteger la articulación. Todos contribuyen a que el pie ruede de forma indolora y fisiológica. Hay una amplia gama de férulas disponibles, así que consulte con un terapeuta, una tienda de suministros médicos o un ortopedista que adaptará la férula al paciente individual.

Las férulas también pueden ser útiles en el caso de una hallux valgo (desviación hacia adentro del dedo del pie). Existen las denominadas suelas / plantillas desenrollables que colocan el dedo del pie de cierta manera para evitar dolor. A menudo, las férulas y los zapatos ajustados individualmente también son cofinanciados por el salud compañía de seguros y puede mejorar la funcionalidad en la vida cotidiana y los síntomas.

Resumen

Hallux rigidus es una enfermedad progresiva causada por artrosis de la articulación metatarsofalángica del dedo gordo del pie. Conduce a deformidades articulares y pérdida de movimiento, hasta e incluyendo rigidez total de la articulación. Si la terapia conservadora ya no es posible, se puede realizar una cirugía.

En este caso, se debe realizar una adaptación individual al paciente en función de la gravedad y los síntomas. Se hace una distinción entre operaciones de conservación de articulaciones (queilectomía, operación de reposicionamiento) y operaciones de endurecimiento. El reemplazo de articulaciones artificiales es muy controvertido.

De manera conservadora, se intenta mantener la movilidad articular durante el mayor tiempo posible mediante ejercicios de movilización, se extiende ejercicios y ejercicios de fortalecimiento, y para mantener los síntomas lo más bajos posible en la vida diaria. El uso de plantillas ortopédicas, zapatos o férulas es una buena forma de apoyar la movilidad articular. Masaje Los tratamientos también pueden ser eficaces para aliviar los síntomas agudos. También es importante incluir el patrón de marcha y los alrededores. articulaciones en el tratamiento del hallux rigidus, ya que estas estructuras a menudo se ven afectadas por la postura suave y el mecanismo de cojera.